El fiscal considera los hechos un delito contra la salud pública por el que le reclama cuatro años de prisión y una multa de 8.000 euros. Mientras, la …